jueves, 25 de diciembre de 2014

DEL PESEBRE A SU CORONACIÓN

Llegado el tiempo para el cumplimiento de la profecías (Isaías 7:14
 Jesús el Hijo de Dios, VINO al mundo ( Isaías 9:6 " Un niño nos es nacido, un HIJO nos es dado..." San Juan 3:16 " Porque de tal manera amó Dios al mundo que  ha dado a su HIJO unigénito..")


 El HIJO de Dios tuvo que entrar a este mundo como un niño, (a causa de los principios establecidos por Dios para entrar al mundo) pero nunca dejó de ser el HIJO de Dios.
 No debemos perder la visión, como pueblo de Dios escogido en Él, desde antes de la fundación del mundo (Efesios 1:4) que el Hijo de Dios vino a este mundo para cumplir la voluntad de su Padre, a través de su muerte y resurrección en la Cruz, que era la de Glorificar el Nombre del Padre (San Juan 17:4)   y salvar a los que se habían perdido.

 Si bien es bueno recordar que un día nació  como niño, es mucho más poderoso saber que ese niño era y es el HIJO de Dios .
  • Si bien es bueno haberlo visto en el pesebre (esto nos hace ver que era el Hijo del Hombre) lo trascendente, y poderoso es verlo como es hoy: El Rey de reyes y Señor de Señores (Apocalipsis 1: 13 al 18).


  • El mundo queda detenido en el pesebre, en el Jesús niñito, pero aquellos que le hemos conocido estamos con Él, como Señor y Cristo, el Hijo del Dios Viviente, el León de Judá, el que viene a Juzgar a vivos y a muertos, el que viene a Reinar.
"No te quedes en las fiestas vacías de entendimiento, festeja al que Vive, al HIJO de Dios, al Resucitado, al que Reina."

"No te quedes en el pesebre, pasa al día de su coronación, día desde el cual está sentado a la diestra del Padre como Señor y Cristo (Ungido)."

No nos quedemos en el festejo de su nacimiento sino pasemos a  la "anunciación de su muerte y resurrección, que es en el HOY que vivimos hasta que Él vuelva. ( Mateo 26:26 -29; 1 Corintios 11:23 - 26)."

El Hijo vino a establecer el Reino, lo hizo a través de su Victoria en la Cruz, ascendió a los cielos, pero ya vuelve, mientras tanto su pueblo, los que Él escogió, deben anunciar  y hacer "memoria no solo de, su nacimiento, sino del para qué vino:" para salvar a todos aquellos que se habían perdido" 

  •  De nada vale tener un pesebre e ignorar el para que, Vino Jesús al mundo.


  • El vino hacia nosotros, al cumplimiento de los tiempos, para que en este Ahora, vayamos nosotros hacia él.
"Es bueno verlo en el pesebre,  pues allí veremos su humanidad pero solo cuando lo veamos como Señor y Cristo, tendremos la Victoria que Él obtuvo en la Cruz, y podremos decir como el apóstol Pablo: ¿DONDE ESTA, OH MUERTE, TU VICTORIA? ¿DONDE, OH SEPULCRO, TU AGUIJON? (1Corintios 15:55)"


Dios te bendiga, Pastora Sara Olguín.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Me gusta tu comentario! Dios te Bendiga amigo/a!!