sábado, 24 de junio de 2017

LA ADORACIÓN EN LA CASA DEL RELIGIOSO


Para que sepamos que es lo Auténtico, lo auténtico debe estar entre lo que es falso.
Para que sepamos que es lo falso, lo falso debe estar entre algo que es auténtico.
  • Cuánto más adoramos más auténticos somos con Dios.
  • Cuánto más adoramos más auténticamente amamos a Dios.
Lucas 7:36 Uno de los Fariseos pidió a Jesús que comiera con él; y entrando Él en la casa del fariseo, se sentó a la mesa.
Aparentemente este religioso quería tener más cerca a Jesús, al punto de rogarle que viniera a su casa y comiera con él.
Cuando dos personas comparten solas una comida, se manifiesta una atmósfera de mayor confianza, en la cual hay oportunidad de tocar temas más personales, de tener más en común aspectos personales y privados una con otra.
Así rogarle que comiera junto a él, en su hogar significaba algo como: "Necesito abrirme y saber más de ti" "Necesito hallar algo que nos una y sea común entre ambos" es decir tener Comunión. Así que entrando Jesús a la casa del fariseo, humildemente se sentó a la mesa del fariseo. 
Conforme oyó ese ruego, vino y se presentó en su casa, aleluya! Cuando tú le ruegas, él oye! Cuando tú le ruegas, él vendrá!!
Uno solo ruega, cuando entiende que lo que está pidiendo le es de suma necesidad. Sólo se ruega cuando se está consciente de correr peligro de algo, de tener necesidad de socorro.. Solo rogamos cuando nos sentimos indefensos, y aceptamos que el Otro es mayor, en autoridad, y fuerza.
Este fariseo le rogó comiese con él, en su hogar. Viendo que Jesús accedió lo menos que debía hacer era Honrarlo con un buen recibimiento, es decir, recibirlo afectuosa y respetuosamente, manifestarle gratitud por haber llegado, lavar sus pies, ungir su cabeza, ubicarlo en el lugar de honor a su mesa, sin embargo el religioso se vio imposibilitado de ofrecer estas cosas, no las disponía en sí mismo. Tenía la apariencia y se movió como uno que sabía quién era Jesús, pero no tenía nada más que ésto.
Cuando tú no honres a Dios como es debido, él buscara a otro que sí lo hará!
En ese mismo momento Una Mujer que era pecadora, al saber que Jesús estaba a la mesa, en casa del fariseo, es decir invitado, convidado, recibido, trajo con ella un frasco de alabastro con perfume!! Esta mujer tenía una necesidad, darle algo a Dios, no sabía qué, y pensó en su mejor perfume guardado. Esa fue la causa por la cual Dios la vio, y la llamó. Y dónde la llamó? La hizo traer por el Espíritu Santo, a la casa del falso adorador, el fariseo. Cómo supo esta mujer que Jesús estaba allí, si ella estaba en algún lugar, adorando (queriendo derramar todo lo que tenía en él) ? Dios se lo reveló. 
Y dice en Lucas 7:38 que comenzó por detrás, sin dejarse ver por él,  a besarle los pies, a lavarlos con sus lágrimas, a secarlos con sus cabellos, y a derramar sobre ellos  su tan preciado perfume. En ningún momento se puso a su nivel, solo estuvo a sus pies, mientras que el fariseo no pudo descender a ellos, no se humilló sino que permaneció sentado a su lado, tampoco dijo me haré ver por él, sino que no quiso ser vista.
La adoración: 
  • Establece la diferencia entre lo Auténtico y lo Falso.
  • Establece la diferencia entre lo religioso y lo espiritual.
  • Establece lo que Dios acepta y lo que Dios rechaza.
La adoración:
  • Abre la boca de Dios.
  • Desata la revelación
  • Abre los secretos guardados de Dios.
  • Trae la Profecía
  • Mueve el mundo espiritual.
El  religioso (fariseo) no discierne la Presencia de Dios. (El fariseo, no supo que la Presencia de Dios, se sentó a su mesa)
El adorador sabe cuándo y dónde está Dios. (María supo dónde estaba y cómo adorarlo, como honrarlo)
Así también Dios conoce cuando se encuentra ante un Genuino Adorador. Un adorador auténtico, es aquel que sabe adorar en Espíritu y en Verdad .
San Juan 4:20 "20 Nuestros padres adoraron en este monte, y vosotros decís que en Jerusalén es el lugar donde se debe adorar."
La mujer de Samaría no sabía adorar. Los falsos adoradores desconocen dónde adorar. 
San Juan 4:23 Mas la hora viene, y ahora es, cuando los verdaderos adoradores adorarán al Padre en espíritu y en verdad; porque también el Padre tales adoradores busca que le adoren.
El Padre es quien está buscando TALES  adoradores; adoradores de este tipo: que saben, por el Espíritu, dónde está la Presencia de Dios y van hacia ella, y cómo adorarlo. Aleluya!!
"María de Magdala era una de los TALES. Abraham fue otro de los TALES, y tú puedes ser que seas en este tiempo otro de los TALES que el Padre, a través de Jesús, su hijo envió a buscar, y que ahora busca con su Espíritu Santo."
Abraham uno de los TALES: Génesis 18:1 - 9
  • Versículo 1: Abraham estaba sentado: estaba ocupando su posición asignada.
  • En el calor del día: No abandonaba ese lugar, ni aún en días como ésos.
  • El que le cree a Dios debe ser inamovible en su Fe, sin ser afectado por nada de lo que le rodee, es decir sin ser sacado fuera de la voluntad de Dios.
  • Estaba a la Puerta, ahí estaba su lugar de Posición.
Dónde está tu lugar de posición? Efesios 2:6 "Sentado junto a la Puerta, sentados junto a Cristo, en los lugares celestiales, Gloria a Dios!
Versículo 2: Desde allí "alzó sus ojos y miró" Solo lo que vio hizo que Abraham dejará su lugar, y corriera hacia los 3 hombres que vio llegar, y los recibió postrándose.
Versiculo 3: Y les rogó que se detuvieran en su casa (actitud que nos recuerda al ruego del fariseo, pidiéndole a Jesús viniera a su casa)
Ruego: súplica, petición hecha con el fin de alcanzar lo que se pide.
Quién ruega, lo hace desde lo más íntimo de su corazón, porque pretende alcanzar la realización de lo que pide, es decir si no es auténtico y sincero, no podría suplicar, porque no estaría deseando en su corazón lograr esto, y quién se decide a rogar o suplicar lo hace para que se realice su petición.
Abraham estaba sentado en su lugar de autoridad, pero con sus ojos puestos en quién era más Alto que él, talvez rogándole que su Presencia viniese a él, que lo visitase.
No podemos recibir nada si no nos es dado del cielo, de lo Alto, del Altísimo, del Padre de las luces. Así que el hacer lo correcto le permitió ver correctamente y entendió que ese día de tanto calor tendría una: Visitación de Dios. No era tiempo de seguir sentado en su lugar, sino dejarlo y correr a los pies de Jehová.
Dios descendió por causa de su adoración, Dios es atraído por la adoración auténtica de alguno, ella lo hace acercarse para honrarlo y bendecirlo. 
Versículo 7: Dice que Abraham corrió a ellos. Nosotros somos los que debemos correr hacia Dios, acercarnos a él, cuando percibimos que está visitandonos, retenerlo en Casa, sentarlo a nuestra mesa y darle nuestro Pan!!! 
Abraham dice todo lo que quiere hacer por ellos, y ellos acceden y quedan esperando que Abraham cumpla con todo lo que les anticipo dar.
El fariseo, lo invitó y no lo honró, sin embargo una mujer pecadora, tomó su lugar, y Dios la honró para siempre, dijo de ella, que siempre sea mencionado lo que ella hizo, en todo lugar donde se predique el Evangelio de Jesucristo; cómo honro a Dios Abraham? Lavó sus pies y les dió lugar de descanso (vers 4) y le ofreció una ofrenda de Pan(6) (la mujer le ofreció un perfume).
A causa de los visitantes Abraham puso a trabajar toda su Casa.
Josué dijo: Yo y mi Casa serviremos (adoraremos) al Señor. No puedes hacerlo tú solo. Debemos adorar a Dios junto a los nuestros.
Abraham como autoridad, dispuso en su casa los roles y las funciones, y todos participaron en ello.
Sara su esposa, se ocupó junto a ÉL, de ofrecer el Pan. Hay un pan que ofrece el pueblo, y debe ser sin levadura, Adoración sincera y auténtica, pan amasado, trabajado (lo que tu ganas con tu trabajo) Sara amasó 20 kilos de la mejor harina. Dios no acepta lo que está ofrecido con queja, con desunión, con amargura, con hastío o con ignorancia (vers 6-7 y 8). Y mientras ellos comían (aceptaban la Ofrenda dada por Abraham y su Casa) éste no estaba sentado junto a ellos, sino delante de ellos, disfrutando ver cómo comían lo ofrecido. Él dejó su posición para ser un humilde adorador.
Versiculo 9: Después de esto, de aceptada su Ofrenda, su Auténtica Adoración, Dios Habló, aleluya!
  • Cuando Dios acepta nuestra Adoración, nuestro servicio a ÉL: Dios nos habla!!
  • Y Dios habló para bendecir a su amada, a su Casa (descendencia) y aún le anunció lo que iba a suceder a Sodoma y Gomorra.
  • Dios Bendice a lo que es dado con autenticidad, desde nuestros corazones, no así a lo que procede de lo falso.
Debemos estar a sus pies. Esa es la posición que nosotros debemos tomar, aunque Cristo nos sentó a su diestra en lugares celestiales.
Debemos dejar nuestras posiciones de autoridad, para adorarlo solo a Él.
Debemos adorarlo con nuestro pan, sin levadura, amasado y trabajado, en paz, sin discusiones o pleitos.
Debemos mantener nuestros ojos alzados, sin dejarnos mover por las circunstancias.
Debemos adorar (besar) los pies del Señor. En los pies están los siervos de su Señor.
Tu adoración: Abrirá la Boca de Dios, él te hablará, te revelará sus secretos muy guardados, verás el mover espiritual, y Dios te anunciará lo que vendrá, Aleluya!
Dios te bendiga.
Pastora Sara Olguín.

viernes, 10 de marzo de 2017

ESCLAVOS DEL PECADO O DE LA OBEDIENCIA?



     Así ha dicho Jehová: He aquí yo hago tornar la cautividad de las tiendas de Jacob, y de sus tiendas tendré misericordia; y la ciudad será edificada sobre su collado, y el templo será asentado según su forma. Jeremías 30:18

 Ellos no podían volver, algo los detenía y era más fuerte que ellos.
Por más que quisieran y lucharan no podían romper su cautividad. Pero Dios habló y dijo:

"Yo soy el que hago volver, yo saco a los cautivos de la cautividad y soy el único que lo puedo hacer, porque tendré de ellos misericordia!!"


  • Es la Misericordia de Dios que hace que toda cadena de nuestras manos y de nuestros pies se rompa, y no son los cautivadores quienes nos devuelven la libertad!
Es Dios quién apiadandose de nosotros hace que se nos devuelva aquello que ya no teníamos: Paz, economía, salud, etc.
Nadie más que ÉL, y nada más que sus misericordias para que sintamos nuevamente la sensación tan buscada y sufrida por el hombre: la libertad!

  • El pueblo de Dios no era consciente de su esclavitud; no se daban cuenta de que no podían volver por sí solos a sus tiendas, a su tierra, por eso intervino DIos.
Muchos no nos damos cuenta de que ya no podemos hacer aquello que hacíamos con tanta facilidad: mover un brazo, correr, comer ciertas cosas, hablar de ciertos temas, ver a ciertas personas, orar, leer con gozo y avidez la Palabra, venir a la Iglesia voluntariamente; no nos damos cuenta y aún intentamos pero notamos que hay una fuerza más fuerte que la que nosotros ponemos y nos vence!

Ellos habían sido llevados cautivos a Babilonia, y por disciplina de Dios: sacados fuera de sus tierras! 
Habrán dicho Dios nos dio esta tierra y de aquí nadie nos saca! Pero se volvieron sordos e insensibles para con su Buen Dios, y no pensaron que Dios sí podía sacarlos, pues era quien los bendijo con ella, y en ella.
 Te sientes fuera de tu lugar? Hay algo que ya no puedes hacer como antes?
Quiero decirte de parte de DIos, este anuncio de Liberación para todos los que están cautivos de alguna situación, a la cual hayan entrado por haber pasado por alto alguna instrucción del Señor: "Si os arrepentís, el Señor dice os haré regresar al bienestar primero y os restauraré!! Gloria a Dios!"
Dios levanta para hoy, un anuncio de esperanza, y de perdón para con ellos: 
Volverán!! regresarán!
Y cuando ellos vuelvan será la Ciudad reedificada sobre su collado, es decir en su propio lugar, regresarían y recuperarían sus pertenencias, su tierra, su ciudad y su templo!

  • Los desterrados, los que son disciplinados por su menosprecio a la Voz de Dios perdían su tierra, su ciudad y su TEMPLO.
Puedes tener tierra, ciudad, familia pero si no tienes Templo no tienes morada de Dios en tu VIDA !

1 Corintios 3:16 "¿No sabéis que sois templo de Dios y que el Espíritu de Dios habita en vosotros?
Es tiempo de recuperar tu Morada, y es tiempo de que Dios tome su morada en ti!
Hay muchos que sin embargo están allí porque estaban dentro de todo el resto del pueblo, aquellos que eran inocentes y tuvieron que padecer esa cautividad, buscaron a Dios y le Creyeron.

  •   Por el pecado de otros somos llevados a tierra de cautividad, pero por nuestra justicia en Cristo Jesús, ellos son libertados, restaurados y bendecidos.
Por el pecado de ellos somos quitados de nuestras casas, tierras, templos pero por nuestra santidad y consagración cuando se nos devuelve a nosotros en justicia, ellos serán restaurados! Aleluya!

¿Para que lo hace Dios? para que de ellos salgan cantos de gratitud (versículo 19)

Y Dios dice que no solo los restaurará sino que no los despreciará sino que los honrará, es decir le dará su Gloria, para que sean vestidos, adornados y diferenciados!
En Jeremías 30: 20 Hay una promesa de restauración a la condición original,  volverán a estar firmes en su Presencia, como antes lo estaban.
El pueblo de Dios es tendiente a caer en esclavitud, pero Dios manda a los suyos a libertarlos.

1 Samuel 30: 1 - 18 y 19 Mientras David estaba en las cosas de Dios, su familia así como la ciudad habían sido arrasada y llevadas junto a todas las otras mujeres, y niños, adultos y bienes por el enemigo, pero David consultó primeramente a Dios y los libertó.
Siempre hay un David que luchará por los débiles de su casa, por las familias de su ciudad y por los bienes de su tierra!
Génesis 14:4 " Al oír Abram que su pariente había sido llevado cautivo, movilizo a sus hombres adiestrados nacidos en su casa, trescientos dieciocho, y salío en su persecución  hasta Dan"
También este siervo de Dios al enterarse que su pariente había sido llevado cautivo luchó por él  y por todo los bienes apresados.

Romanos 6:16 "¿No sabéis que cuando os presentáis a alguno como esclavos para obedecerle, sois esclavos de aquel a quien obedecéis, ya sea del pecado para muerte, o de la obediencia para justicia?"

Esclavos somos del que le estemos obedeciendo!

Esclavos del pecado o de la Obediencia? Si has perdido las fuerzas, la voluntad, ven a Dios, él te hará libre hoy y te restaurará y volverás a tu tierra!

Dios te bendiga!
Sara Olguín.


domingo, 8 de enero de 2017

LA OBRA PERFECTA DE LA ORACIÓN.



   "La oración nos une a Dios y nos une entre nosotros."
Una cosa es muy cierta, no hay frutos sin la unidad y sin el acuerdo.

 La unidad del pueblo de Dios, de las familias y de los matrimonios del Señor, solo prospera cuando nos esforzamos a unirnos a través de la oración, por el contrario, el mundo se une,  con efímeras promesas, participaciones, manipulaciones y especulaciones.


 La oración nos une a Dios y la oración nos mantiene unidos entre nosotros.


 Como fruto de la unidad viene el acuerdo, y el acuerdo en lo natural, que brota de la unidad espiritual, da a luz las maravillas de Dios.

 Hechos 3: 7- " Y tomándole por la mano derecha le levantó; y al momento se le afirmaron los pies y tobillos" y 8b- y entró con ellos en el templo, andando,  y saltando, y alabando a Dios"


Esa unidad que trae la oración, y ese acuerdo para hacer las obras de Dios, nos harán concluir eficazmente, todo aquello que hagamos para Dios.

El cojo era dejado por quienes lo traían, a la puerta del Templo, pidiendo; los discípulos le dieron la salvación, la sanidad, pero hicieron algo más: lo tomaron de la mano para que no quede afuera sino que lo llevaron dentro, lo entraron con ellos, a la Casa de Dios.

La unidad y el acuerdo junto al Espíritu Santo, harán que nuestra obra sea completa! Así como la Obra que se nos relata en estos versos de la Biblia!

Dios te Bendiga. Pastora Sara Olguín

jueves, 29 de septiembre de 2016

TRANSFORMADOS Y TRASTORNADOS

Cuando los discípulos oyeron el mandato de Jesús, quisieron ir inmediatamente a realizarlo, estaban entusiasmados, estaban muy entusiasmados; pero Jesús les dijo:-¡ No! no lo hagan aún. No así, esperen que venga sobre ustedes el Espiritu Santo y los llene de su poder. Ellos, llenos de entusiasmo dijeron:-Esta bien Jesús! que venga el Espíritu Santo y nos llene. 

Lucas 24:49 " He aquí, yo enviaré la promesa de mi Padre sobre vosotros; pero quedaos vosotros en la ciudad de Jerusalén, hasta que seáis investidos de poder desde lo alto." 


Pensaron que sería instantáneo y sin ningún tipo de sacrificio.


 Pero allí en Hechos 2: 1 - 4

"1-Cuando llegó el día de Pentecostés, estaban todos juntos en el mismo lugar.
 2-De repente, vino del cielo un ruido como el de una violenta ráfaga de viento y llenó toda la casa donde estaban reunidos.
 3-Se les aparecieron entonces unas lenguas como de fuego que se repartieron y se posaron sobre cada uno de ellos. 
4-Todos fueron llenos del Espíritu Santo y comenzaron a hablar en diferentes lenguas, según el Espíritu les concedía expresarse"

Vemos que tuvieron que orar, y orar y orar hasta entrar en una dimensión espiritual donde vino con poder y fuerza, como lenguas de fuego el Espíritu de Dios, a fin que ellos pudieran ir y cumplir el mandato.

No era asunto de IR, solamente.
 Para Ir ellos tenían que llevar algo más que el mensaje de parte de Dios, y de esto se trataba el serles testigo. 
Ser ellos mismos, el testimonio de lo poderoso, auténtico y cierto de este mensaje.

  •  No podemos transformar sin ser transformados, primero.
  •  No podemos cumplir con el mandato de Jesús sin que el mensaje haya sido trastornador de nuestra mente para después trastornar las naciones. 

¿Que vino a hacer el Espíritu Santo, en ellos? 
Vino a trastornarlos.
 ¿Cómo pensamos en interrumpir el proceso que van llevando las Naciones, hacia el recibimiento del Líder Mundial (anticristo) sin haber sido transformados nosotros primeramente?
En Hechos 17: 6b "Esos que han trastornado al mundo han venido acá también" 

Así era conocido el Apóstol Pablo y sus discípulos, como los que habían "dado vuelta el Mundo, con sus ideas".  Esa frase dicha por los que habitaban allí, es el significado propio de Trastornar. Trastornar significa:
(De tras- y tornar).
1. tr. Volver algo de abajo arriba o de un lado a otro.
2. tr. Invertir el orden regular de algo.
3. tr. inquietar (quitar el sosiego).
4. tr. Perturbar el sentido, la conciencia o la conducta de alguien, acercándolos a la anormalidad. La droga lo trastornó. U. t. c. prnl. Se trastornó tanto que parecía loco. U. t. en sent. fig.
5. tr. Inclinar o vencer con persuasiones el ánimo o dictamen de alguien, haciéndole deponer el que antes tenía.
Real Academia Española © Todos los derechos reservados

Pablo fue un trastornado por el Señor y no solamente transformado, y éste, solo, llevó el evangelio del reino donde nadie había llegado aún.
 Veamos que significa:Transformar.
 Transformar (verb transitivo)
  1- Hacer que alguien o algo cambie de forma o aspecto
  2- Hacer que algo cambie o sea distinto pero sin alterar totalmente todas sus características esenciales.
A Pablo como a cualquiera de nosotros, el Espíritu Santo no solo nos debe transformar, quitar la forma que teníamos, quitarnos el modelo para darnos el verdadero modelo: ser hechos a la Imagen de Dios, esto es Cristo, sino que también nos debe, trastornar como fue trastornado Pablo.
 El Espíritu Santo le movió todas las estanterías, le cambió todo de lugar, lo pasó de un lado al otro extremo, por lo que Pablo exclamó:
Filipenses 3:8 "Y aún más, yo estimo como pérdida todas las cosas en vista del incomparable valor de conocer a Cristo Jesús, mi Señor, por quien lo he perdido todo, y lo considero como basura a fin de ganar a Cristo".
Que había pasado con la creencia de valores de este hombre, había sido totalmente invertido su orden; su conciencia había quedado perturbada para el mundo pero transformada para Dios.


 Ahora veía correctamente, hablaba correctamente, juzgaba correctamente y podía ser luz a los ciegos.

  •  No fue un proceso, fue "de repente" en que el Espíritu de Dios lo transformo y trastornó.


Si el mensaje del Evangelio,  te ha solamente transformado y no te ha  trastornado también, lo que estás impartiendo es algo que afectará pasajeramente a los que te rodean, pero que al pasar el tiempo,  tu corres el riesgo de volverte, a lo mismo y los otros contigo.


          ¿Cuando afectamos? Cuando somos afectados.
Pablo es una evidencia de un caso grave de trastorno del Espíritu Santo. Él dijo: ¡Ya no vivo yo, sino Cristo vive en mí! 
 Oh Dios anhelo ser trastornada por el Espíritu Santo.
 Anhelo y oro, que se interrumpa en mí cualquier proceso de vida que no sea la producida por él.
 Ven Espíritu y trastorname. 


Ellos habían tenido que esperarle hasta que viniera, pero cuando él vino terminó con lo que se había iniciado en ellos, durante la oración. 

La oración es nuestra dulce muerte después de la cual, puede venir el Santo Espíritu y llenarnos, transformarnos y trastornarnos, hasta ya no hablar más nosotros sino él por nosotros.
 No esperemos recibir al Espíritu Santo sin oración, en unanimidad, y juntos, en el mismo sentir y congregados en su Cuerpo. 

Es decir no podemos ser independientes del Cuerpo de Cristo, debemos pertenecer a él.
En Hechos 19: 1- 11,:7 Eran por todos unos doce hombres.
19:8 Y entrando Pablo en la sinagoga, habló con denuedo por espacio de tres meses, discutiendo y persuadiendo acerca del reino de Dios.
19:9 Pero endureciéndose algunos y no creyendo, maldiciendo el Camino delante de la multitud, se apartó Pablo de ellos y separó a los discípulos, discutiendo cada día en la escuela de uno llamado Tiranno.
19:10 Así continuó por espacio de dos años, de manera que todos los que habitaban en Asia, judíos y griegos, oyeron la palabra del Señor Jesús.
19:11 Y hacía Dios milagros extraordinarios por mano de Pablo."
 

 Este trastornado del Espíritu, el Apóstol Pablo  comenzó trastornando a doce para luego por espacio de dos años llenar a toda Asia de la palabra de Dios, Judíos y Griegos llegaron a oírla. ¡Gloria a Dios!
¡El consejo de Dios es no salgamos sin que el Espíritu de Dios haya hecho su obra en nosotros!

jueves, 15 de septiembre de 2016

EL DESIERTO NOS HACE BIEN!



Deuteronomio 8: 15- "Que te
condujo a través del inmenso y terrible desierto, con sus serpientes abrasadoras y escorpiones, tierra sedienta donde no había agua; El sacó para ti agua de la roca de pedernal 16- En el desierto te alimentó con el maná que tus padres no habían conocido, para humillarte y probarte, y para finalmente hacerte bien"


Cuanto más grande veas tu problema más difícil sera ver la salida del mismo.
"Hay problemas tan grandes como un desierto, y hay desiertos tan pequeños como un problema"
  • La solución está siempre en manos de Dios, así como la entrada y la salida del desierto es solo de la mano de Dios.
Los problemas, las dificultades forman parte del escenario de un desierto, así como los famosos cactus de los desiertos o las zarzas que giran por el viento ardiente; No nos pueden faltar cuando estamos en medio de uno, con ellas Dios nos va a instruir, nos enseñara, y sus enseñanzas se nos grabarán profundamente, tanto que pasaran los años, ya estando fuera de ellos pero esas enseñanzas guiaran nuestras vidas a Oasis de bendición.
  • La cuestión es que cuando finalice el desierto sabremos mucho más de todo lo que hay en ellos y para que sirven.
  • Allí aprenderemos a usar los antídotos para el veneno de los escorpiones y a pisar los huevos de las serpientes.
  • Y nuestra mentalidad ante Dios cambiará (eso es lo que Dios está intentando) pues ya no lo veremos como lo veíamos sino que aprenderemos que a la postre todo lo que vivimos es para al final hacernos bien.
  • Nuestro aparato alimenticio habrá sido transformado; será capaz de gustar como un manjar un alimento repetido, sin sabor y liviano tanto como si comiéramos un perfecto que decir, un perfecto asado con todo sus agregados!!
  • Especialmente de allí saldremos con las orejas tan grandes por haber oído la Voz de Dios, pues Dios habla en el desierto cuando tú hagas un tabernáculo para él y tú.(Números 1:1).
Hay algo que debe animarte si estas por entrar a un desierto, o ya estas en el, y es que después de un desierto viene una tierra de bendición para conquistar y poseer, conquistar con todo el equipamiento que te dio tu desierto y poseer con la mente que Dios desarrollo en ti, a través de el.

No hay nada más lindo en la vida de los hijos de Dios, que cuando de la mano de Papá entramos a nuestro desierto, pues él nos está diciendo quiero que estemos solos tu y yo por un tiempo. Aleluya.
  • Todo para nosotros y nosotros solo para él!
Dios te bendiga!
Pastora Sara Olguín.

miércoles, 22 de junio de 2016

EL DESORDEN Y LA PAZ

Cuando damos fin a una tarea que habíamos emprendido, cuando terminamos un trabajo que estábamos haciendo; o cuando las tareas de nuestras casa están hechas; cuando hemos ordenado todo lo que estaba fuera de lugar, sentimos esa sensación de paz,  de alivio, de  permiso para descansar. 

Lo contrario a esto,  es cuando no logramos terminar nuestras labores, cuando no nos sentimos satisfechos con lo que estamos haciendo, entonces, nos sentimos sin esa paz. sin poder (permiso) para descansar, ni mental ni físicamente.

 Los pensamientos de todo lo que nos falta hacer, o si lo que hicimos habría estado bien,  nos atormentan; el desorden, nos hace sentir inseguros y devastados, sin saber por donde continuar.

Así  sucede en nuestro alma, cuando sentimos (sentimiento) que hay cosas inconclusas, no finalizadas, fuera de lugar, pensamientos que suben y bajan,  que aparecen y desaparecen; cosas que no recordamos, aunque hacemos memoria, y entonces sentimos,  falta de paz.


  •  La falta de paz es el tormento de tortura más efectivo, que tiene Satanás sobre nuestra alma.

 Nos saca de la carrera, nos atonta, nos hace perder la orientación de hacia donde íbamos, y dudar de lo que estamos haciendo en nuestro presente. 


  • Así se sentían los discípulos después de la muerte en la Cruz de su amado Maestro Jesús.

 Ellos habían creído que El, era el Señor y Dios, quien esperaban los que aguardaban con fe, el cumplimiento de la promesa a Israel.
 Encerrados en una habitación, con sus mentes abatidas, sus pensamientos desordenados, creían que aquel Camino que habían iniciado junto a Jesús, era un error; que había quedado truncado y ellos, abandonados, sin saber como continuar. 
Allí estaban tratando de poner humanamente, el orden a lo sucedido hasta ese día;  de repente y cuando menos lo imaginaban, y de la manera menos pensada, Jesús, su Señor y Dios, su Maestro, su Amado Amigo, apareció en aquella habitación, 
San Juan 20: 19 "Al atardecer de aquel primer día de la semana, estando reunidos los discípulos a puerta cerrada por temor a los judíos, entró Jesús y, poniéndose en medio de ellos, los saludó. -¡La paz sea con ustedes!

  • .Jesús no se tardó en venir a ellos., apenas era el primer día de la semana por el atardecer.

 A veces sentimos (siempre movidos por los sentimientos) que esa falta de paz, ese desorden espiritual y mental lleva una eternidad enseñoreándose de nosotros, pero Dios viene más pronto de lo que "sentimos" y pensamos. 
Dios no nos abandona en medio de la tarea que estemos haciendo. ¡Nosotros estamos ocupados en lo que nos encargó pero El esta ocupado con nosotros! Amén!!

Estaban juntos, trataron de unirse, pero no bajo el señorío de la fe sino del temor.

 Y no temor a Dios sino al hombre, los judíos. Así reaccionamos cuando algo se sale del lugar, cuando  dejamos algo inconcluso, cuando algo no esta en el orden divino, o cuando lo que estamos haciendo no es aprobado por Dios, no que sea pecado o incorrecto, sino que no es para ser ejercido o hecho por nosotros, esto nos hace embargar por el temor al hombre.(Isaías 51:7 Escuchadme, vosotros que conocéis la justicia, pueblo en cuyo corazón está mi ley. No temáis el oprobio del hombre, ni os desalentéis a causa de sus ultrajes. ")

La falta de paz trae temor.

.Se habían encerrado. Estaban a puertas cerradas.

  •  La reacción contraria a la que produce la libertad, es  el aislamiento.

  Jesús, les hacía vivir dentro de una libertad verdadera pero ahora El, ya no estaba. Faltaba quien les diera dirección y mostrara el lugar para cada uno. 
Pero de repente, alguien se había movido dentro de la habitación  y se había colocado en el centro de todos ellos: fue Jesús

  •  Cuando Jesús está en el centro de nuestras vidas, aparece el orden.
  •  Cada cosa toma su verdadera dimensión, y cada lugar es ocupado correctamente por quien le corresponde. 

El los saludó, solamente. Así como cuando nos levantamos de dormir por la mañana, habiendo tenido feos sueños, y  el "buen día" de alguien nos  trae a la realidad borrando automáticamente toda sensación de malestar; así sucedió en ellos.
 Inmediatamente al saludo, la palabra Paz, actuó y ordenó todo lo desordenado dentro de ellos.

¿Cuál es la causa que nos trae la Falta de paz, en nuestra alma, así como en nuestro espíritu?

 Todo aquello que se sale del orden de Dios establecido para nuestras vidas en su totalidad: espíritu, alma y cuerpo.
Esa falta de paz dura todo el tiempo,( parece una eternidad)  que nos lleva saber, en qué área de nuestra vida esta afectado ese orden de Dios.

Pasaremos por sentir: abatimiento, tormentos de dudas, miedos, emociones fuertes de ansiedad, aislamientos, hasta que de repente  Jesús  ocupará el centro de nuestro corazón y escucharemos que nos dice: ¡Paz sea ahora en ti! 

Y la misma Palabra en nosotros acomodará todo lo que no estaba en su lugar, sea a nivel físico, exceso de trabajo, sea a nivel del alma , por darle lugar a las emociones más de lo que debemos o a nivel espiritual por estar apagado nuestro espíritu por ese mismo afán del alma.


Cuando El nos vuelve a dar su Paz, esa es la sensación que experimentamos, de que todo lo que había que hacer para poder poner orden en  nuestras vidas, ya está hecho y podemos irnos a descansar, no hay más trabajo, no hay más sudor, no hay más fatiga.
 La Paz vuelve a gobernar nuestra espíritu, nuestra mente y corazón. ¡Gloria a Dios!

Sara Olguín


Ministerio Casa de Pan
(derechos reservados) 

martes, 14 de junio de 2016

LO QUE CREES, VERÁS!




Éxodo 14: 22- “Y extendió Moisés su mano sobre el mar, e hizo Jehová que el mar se retirase por recio viento oriental toda aquella noche; y cambió el mar en tierra seca, y las aguas quedaron divididas”
Hebreos 11: 29 “Por la fe pasaron el mar Rojo como por tierra seca, y cuando los egipcios lo intentaron hacer, se ahogaron.”

 Dice que los egipcios siguieron a los hebreos pero cuando quisieron pasar por ese mismo camino, murieron. ¿Por qué murieron? ¿Por qué no pudieron pasar si el camino estaba ahí?
Los egipcios se metieron en ese Camino porque lo vieron abierto, no lo hicieron porque creían en el mismo Dios de los Hebreos, quien se los había abierto.
Lo vieron abierto y se metieron; su meta, aquello que tenían delante de sus ojos eran los Hebreos, a quienes perseguían. No era otra cosa, ni por otra cosa que eso, por la que entraron por ese Camino abierto en medio del Mar.  
  •         Hay muchos que se meten en el Camino, porque siguen a alguien que  está caminándolo, sea porque lo persiguen, sea por envidia o sea por imitación. Filipenses 1:15 “Algunos, a la verdad, predican a Cristo aun por envidia y rivalidad, pero también otros lo hacen de buena voluntad”
  •              Otros son invitados a entrar por él. (San Juan 1:43 “Al día siguiente Jesús se propuso salir para Galilea, y encontró a Felipe, y le dijo: Sígueme” )

·         Hay un Camino abierto desde hace 2016 años, muchos intentaron cruzarlo pero a la mitad quedaron muertos, ¿por qué?

“Porque el Camino solo lo ven y lo pueden andar, los que creen en el mismo.”

San Juan 14: 6 “Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida, NADIE VIENE AL PADRE sino es por mí.”

 “No todos pueden ver el Camino, como no todos pueden ver el Reino de Dios.”

San Juan  1:10 “En el mundo estaba, y el mundo fue hecho por medio de El, y el mundo no le conoció.”

San Juan 1: 14 “Y el Verbo se hizo carne, y habitó entre nosotros, y vimos su gloria, gloria como del unigénito del Padre, lleno de gracia y de verdad.”

El Verbo, la Palabra, Jesús, se hizo carne. Es lo mismo que sucedió en aquel tiempo, se abrió el mar, y el mar se hizo camino para ese pueblo.

·         Él, Dios estaba en Jesús, en el mundo; el mismo mundo que fue hecho por él, pero el mundo no le veía, no lo conoció. ¿Por qué?
Tenían ojos y no veían.
Muchos tenemos ojos y no vemos. ¿A cuál visión nos referimos? a la espiritual. Los hebreos tenían una visión espiritual, los egipcios solo la natural.

·         Hay cosas que ya están hechas, provistas y no las vemos. Hay ángeles a nuestro alrededor y no lo vemos.
Dios estaba en el mundo caminando entre ellos, el Verbo hecho Hombre, y no lo veían.
Hay cosas espectaculares que no pueden ser vistas por muchos.
Pocos son los que vieron al Hijo de Dios. Muchos veían a Jesús el carpintero, al hijo de María.

Marcos 6:3 “¿No es éste el carpintero, el hijo de María, y hermano de Jacobo, José, Judas y Simón? ¿No están sus hermanas aquí con nosotros? Y se escandalizaban a causa de El.”
¿Por qué no lo podían ver? Porque no creían en sus corazones, en Dios. Creían en lo que ellos habían levantado, edificado, inventado pero no podían creer en lo que venía dado del cielo.

  • ·         Lo que tú crees en tu corazón, es lo que ves.
  • ·         Lo que tú crees en tu corazón es lo que verás.

Reyes 7: 1 y 2
1-Entonces Eliseo dijo: Oíd la palabra del SEÑOR. Así dice el SEÑOR: ``Mañana como a esta hora en la puerta de Samaria, una medida de flor de harina se venderá a un siclo, y dos medidas de cebada a un siclo. 2-Y el oficial real en cuyo brazo se apoyaba el rey, respondió al hombre de Dios, y dijo: Mira, aunque el SEÑOR hiciera ventanas en los cielos, ¿podría suceder tal cosa? Entonces Eliseo dijo: He aquí, tú lo verás con tus propios ojos, pero no comerás de ello.

Este hombre a pesar de la posición que tenía, y del cargo que desarrollaba, no tenía lugar en su corazón para Creerle a la Palabra de Dios, dicha a través de su Profeta.
·         A veces muchos no tienen lugar en su corazón para creer la Palabra de Dios, el Mensaje del Evangelio, que es Poder de Dios para que sean salvos de la Ira de Dios, porque lo tienen ocupado por el Materialismo, el Humanismo, el Ateísmo, el Orgullo, las vanidades, las riquezas etc.
 Este hombre lo tenía ocupado por su Intelectualismo, era el Consejero del rey, él lo sabía todo. SU SABER LE QUITO LA POSIBILIDAD DE VER Y COMER DE LA BONDAD Y SALVACIÓN DE DIOS.

San Juan 3:3 “Respondió Jesús, y le dijo: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere otra vez, no puede ver el Reino de Dios.”
San Juan 3: 5 y 6 “Jesús respondió: En verdad, en verdad te digo que el que no nace de agua y del Espíritu no puede entrar en el reino de Dios.…”
·         No pueden Ver y No pueden Entrar al Reino de Dios, los que no nacen de nuevo.
NECESITAMOS UN NUEVO CORAZÓN PARA CREER. TAL VEZ NUESTRO CORAZON ES DURO, DE INCREDULIDAD.
LA INCREDULIDAD NOS ENDURECE NUESTRO CORAZON.
Marcos 11:23 “Porque de cierto os digo que cualquiera que dijere a este monte: Quítate, y échate en el mar, y no dudare en su corazón, mas creyere que será hecho lo que dice, lo que dijere le será hecho.”
La duda, es hermana de la Incredulidad, y es la que nos hace perder las oportunidades y ocasiones que se nos presentan.
·         Hay muchos que no dudan que obtendrán si se esfuerzan, si trabajan en algo, y lo obtienen, lo logran, pero sin Dios.
·         El humanismo es eso, todo lo que el hombre cree en su corazón lo alcanzará, pero sin DIOS.
·         El cristianismo es lo contrario todo lo que el hombre le cree a Dios, lo alcanzará a través de su fe en él.

AQUELLO QUE TU CREAS EN TU CORAZÓN, VERÁS.

·       CREES EN DIOS, ENTONCES VERÁS A DIOS.

·      CREES EN JESÚS, ENTONCES VERÁS Y ENTRARÁS EN EL REINO DE DIOS.

EL REINO DE DIOS, ES LO QUE EL PADRE TENIA Y TIENE PREPARADO PARA SUS HIJOS.
ALLÍ COSAS QUE OJOS NO VIERON, NI OÍDO OYERON, NI SUBÍO A CORAZÓN DE HOMBRE, DIOS HA PREPARADO PARA LOS QUE LE AMAN (1 Corintios 2:9)
NI SUBIO A CORAZÓN DE HOMBRE: ES TODO AQUELLO QUE ESTÁ CERRADO SOBERANAMENTE PARA LOS HOMBRES SIN DIOS, PARA LOS QUE CREEN PERO SIN DIOS, QUE APARTAN A DIOS DE SU VIDA, a ellos Dios se los cerró, como a los Egipcios.
  • El mar rojo, se les cerró de golpe a los incrédulos egipcios. Eran faltos de Fe, no. Su fe estaba puesta en aquello que ocupaba su corazón: aniquilar a los hebreos, no en Dios.         

Jesús dijo: Yo soy el Camino de Salvación para escapar de la Ira venidera en medio de este mundo, pero solo se le abre a los que creen en su corazón que él es: el Hijo de Dios, quién murió en la Cruz por nuestros pecados, quién resucitó al tercer día de entre los muertos, quien está sentado a la Diestra del Padre, y se bautizan, como él ordenó en su soberana voluntad.
Los que no creen, no pueden verlo. Los que no creen no pueden comprenderlo, los que no creen no pueden hacerlo, pero los que creen ya están Caminando en medio del Mundo hacia la Vida Eterna. Aleluya!

Dios te bendiga!
Sara Olguín.







sábado, 19 de marzo de 2016

LA FUERZA DE UN PADRE

   

  Dice el Salmo 127:4-5 "Como saetas en manos del valiente, así son los hijos tenidos en la juventud. ¡Bienaventurado el hombre que llenó su aljaba de ellos!No será avergonzado cuando hable con los enemigos en la puerta."...

Dios transmite de una manera tan didáctica y perfecta, el valor que el Hombre debe darle a su descendencia. Muestra como ese mismo valor que el Hombre otorgue a sus Hijos hará volver hacia él mismo dos resultados:
 1)será Bienaventurado, será feliz, satisfecho.   
 2) Y tendrá honra delante de sus enemigos.
Dios compara a nuestros hijos con las saetas, esto me trasmite la idea de que como ellas necesitan ser disparadas, lanzadas por alguien, así los hijos también necesitan que alguien los lance hacia su destino.
  •  Así como  las saetas , ligeras y flexibles, así los hijos necesitan ese brazo fuerte para que los impulse.

 Pero también, la valentía de un Padre , como el Arquero,  para desafiar la resistencia del aire y avistar el punto donde debe llegar la saeta.
El hombre que valientemente dispuso su juventud  no solamente para tener hijos, por tenerlos o por casualidad sino con el propósito de llenar la aljaba de Dios, con ellos, ese hombre será bienaventurado.
¿ Qué es la Aljaba?
Podría pensar en este caso que es como su propia vida.
 Muchos hombres son valientes y decididos para muchas cosas, que no le traen al final de sus días felicidad; muchos hombres se encuentran a una determinada altura de su vida, vacíos. 
Han vivido para los placeres propios, han corrido a fin de conseguir logros materiales, fueron valientes para abortar vidas y propósitos, pero en realidad fueron cobardes al no querer darse así mismos para formar, edificar su vida en otros, sus saetas, su prolongación.
 Fueron mezquinos y no invirtieron su tiempo en formarse y mejorarse espiritual y emocionalmente para lograr Flechas flexibles y resistentes, prefirieron pasar esta  tarea a otros.
  •  Muchos hombres permitieron cómodamente que otros lanzaran a sus saetas a la vida, con pensamientos confusos, con rebeldías, anarquías y heridas emocionales.

 Muchos hombres abandonaron su arco, y desistieron porque esta función, requería empeño, tenacidad, fidelidad, constancia.
¿Qué es el Arco?
  • El arco para mí es la Fe.

Sin fe es imposible transferir lo que se tiene a otro, que es parte de uno para que sea su continuación.
Sin fe es imposible tener visión de futuro.
Sin fe es imposible tener un para qué.
Sin fe es imposible lanzar a otro a nuevos desafíos.
 Sin fe es imposible hablar de una esperanza viva.
  • Sin Arco (sin fe de quien lo impulsa, en este caso sus padres) no pueden los hijos ser saetas clavadas, firmes y establecidas en el mañana.

"Tu puedes darle todo, posición económica, estudios, etc, pero una persona sin fe, carecerá de la mayor posibilidad de supervivencia ante cualquier acontecimiento negativo o trágico en su vida."
  • Hubo hombres destacados en la historia bíblica, como Jacob, José, Moisés, David, tantos cuya  fuerza en su Dios y sus arcos inquebrantables lanzaron  generaciones y generaciones de hijos, a desafíos de conquista haciendo de ellos verdaderas saetas  veloces, precisas y de puntas afiladas, que atravesaron y conquistaron la puerta de sus enemigos.

La biblia cuenta en el libro de  Jueces 6 la historia de Gedeón, un varón que se sentía sin fuerzas y sin valentía para accionar contra una situación de derrota, vergüenza y cobardía, en la que había caído su generación por no haber contado con padres que con valentía y con arco, lanzaran a su descendencia, a la obediencia de los principios y mandatos de su Dios.
 Su propio Padre era uno de aquellos que se había entregado a la comodidad, de ser igual a lo  pueblos idólatras que lo rodeaban. Pero sucede lo que relata la Palabra de Dios en todo este capítulo 6, produciéndose un encuentro entre El y Dios, versículo 12 y 14. Dios le dice "vé con esta Tu Fuerza y salvarás a Israel de manos de los madianitas ¿No te envío Yo?.
 Gedeón era una saeta, nacida con un propósito, nacida para ser lanzada a abrir surcos nuevos para su generación pero carecía de un Padre, y por consecuencia de "una fuerza de envío"; estaba sin impulso, todo el potencial estaba en El, pero había fallado su Arquero.
  • "Un verdadero Padre, más allá de lo biológico, es Aquel capaz de darte esa Fuerza de envío, desatando el potencial que llevas dentro"

Lo hermoso es que Dios lo vío, y quiso ser Padre "Generador de Fuerza" para que él lograra llegar. Lo recogió y lo lanzó. Aleluia!
¡Cuántas saetas están así, sabiendo que podrían hacer pero no tienen Padres "Generadores de Fuerza" que los lancen!
 Tal vez tu eres uno de esas flechas, o tal vez eres un Arquero que no quiso ocupar su juventud en generar hijos como saetas en su aljaba.
Cuál sea tu condición: Flecha o Arquero, Dios te da esta Palabra potente para tí, si la tomas, cobrará vida en tu espíritu y será "fuerza de envió" para que alcances tu destino y "nueva oportunidad". Para que cumplas con tu función de Arquero.
 Mientras hay vida hay esperanza, y hoy puede ser para ti, que lees esto, el día de tu "envío a cumplir tu propósito" no partirás de este mundo sin lograrlo, hazlo de nuevo, con la Fuerza del Señor, como tu Padre, tu Arquero.
 Dios te va ha recoger, te restaurará para que tu puedas tener Fuerza y Arco, vamos levántate, Hombre o Mujer que hayas fallado, Hombre o Mujer que no hayas tenido quién te impulsará, reinicia con las poderosas fuerzas de tu Padre Celestial!Dios te bendiga!
Pastora Sara Olguín.